Voluntariado en Torrecárdenas

Hola, mi nombre es Marta, tengo 16 años y he estado unas 3 semanas ingresada en la unidad de pediatría debido a una pericarditis. Mi estancia aquí ha sido muy buena, todas las enfermeras, auxiliares, médicos y demás personal han sido muy amables y atentos, pero al haber estado tanto tiempo ingresada, cuando me puse mejor me empecé a aburrir bastante.

De vez en cuando tenía visitas de mis familiares y amigos pero la mayoría del tiempo lo pasaba aburrida en mi habitación jugando con el móvil, del que me aburrí a los pocos días. Algunas veces venían voluntarios a mi habitación para hacer actividades o para que fuese a la escuela pero siempre pensaba que era muy mayor para eso, que la escuela era para niños pequeños. Sin embargo, un día, una niña que había conocido mientras hacíamos un teatro solidario en Cruz Roja me habló para decirme que me fuese a la escuela, que ella era voluntaria de Cruz Roja e iba a estar ese día allí, así que como estaba muy aburrida decidí ir a la escuela. Para mi sorpresa fue uno de los mejores días que pasé en el hospital, ya que aunque fuese por unas horas estuve hablando con gente de mi edad, haciendo actividades y divirtiéndome. Sentí durante ese tiempo que no estaba en un hospital sino con mis amigos y amigas en mi casa.

La escuela, que me parecía para niños más pequeños, es genial ya que hay muchísimas actividades, allí puedes colorear, pintar, utilizar los ordenadores, jugar a juegos de mesa, hacer manualidades y hasta jugar al futbolín. En la escuela también ayudan con tareas escolares a todos los niños y niñas. Sin embargo, yo no me encontraba muy bien así que solo fui un par de días que me encontraba bien y en los que estaban los voluntarios. La labor de los voluntarios es muy importante ya que cuando vienen (suelen ser adolescentes y vienen por las tardes y los fines de semana), se encargan de entretener a los niños, jugar con ellos, dirigir actividades como las manualidades y lo más importante, hacer que se diviertan.

En definitiva, el trabajo de los voluntarios es imprescindible para todos los que tienen que permanecer un tiempo hospitalizados. Y aunque parezca que no, ser voluntario sí que hace una diferencia en la vida de muchas personas, incluidas la de los propios voluntarios ya que ayudar a los demás es la labor que más llena. Así que si podéis os aconsejaría hacer algún tipo de voluntariado, os puedo asegurar que no os arrepentiréis.

 

 

 

Artículos relacionados

Compartir